Por el Día Internacional del Diseñador, conversamos con Roni Heredia sobre la importante labor de esta profesión a la hora de transmitir mensajes claros y directos.

Desde 1995, cada 27 de abril se celebra el Día Mundial del Diseño de la Comunicación, con la intención de crear un espacio de reflexión sobre la importancia de esta profesión y su contribución en el mundo.

Para conocer más alcances sobre la situación de los diseñadores peruanos en medio de la actual pandemia, conversamos con Roni Heredia, director general de Taller Cuatro y miembro de Asociación de Empresas de Diseño de Perú (ADÑ).

¿Se afianza la importancia del diseñador como comunicador visual en medio de la coyuntura?

Infelizmente, coyunturas como estas nos hacen mirar al diseñador como realmente un profesional que es vital a la hora de comunicar, pues se convierte en un profesional importantísimo, claro y contundente. Además, el diseñador debe saber interpretar el tono del mensaje.

Ahorita [en cuarentena] siguen existiendo miles de confusiones y de cosas a nivel de mensajes, y es importante que un diseñador sí priorice y defina una estrategia de cómo ir soltando estos mensajes, porque la gente sigue saliendo de sus casas. Hay cosas que podemos puntualizar y conseguir mejores resultados.

Este es el momento en el que el mundo va a mirar a los diseñadores y va a decir: “Ustedes son los encargados de comunicarlo todo”.

¿Y cómo se reinventa el profesional de esta industria?

Te reinventas en el sentido de que tus herramientas básicamente son digitales ahora, no existe el print, así que todo lo tienes que resolver digitalmente, y eso no le quita potencia a una idea. Yo creo que lo que hay que hacer es mirar ese lado digital y explotarlo de la mejor manera.

¿Es importante que un diseñador desarrolle acciones sociales con base en la pandemia?

El diseñador, sobre todo en el Perú, está totalmente obligado a cultivar su lado social, porque vivir en el tercer mundo no es fácil y tú como profesional del diseño tienes la obligación moral de contribuir con tu país en todo lo que se refiere a la comunicación.

El lado social de un diseñador en este momento es fundamental, es tan importante como la sensibilidad de un doctor, porque tenemos que trabajar mensajes que, de pronto, no son una iniciativa del gobierno, pero nosotros como gremios sí tenemos que promover cosas muy claras sin pensar en cobrar, generar campañas de comunicación que ayuden a combatir esto. No vamos a encontrar la vacuna contra el coronavirus, pero podemos contribuir con mensajes y cosas potentes para evitar mayores contagios o para reforzar emocionalmente a la gente.

LEE TAMBIÉN: Heineken promueve amistades socialmente responsables en su nuevo comercial

¿La educación superior debería fomentar el lado social de un diseñador?

[risas] Estás hablando con el más revolucionario de los diseñadores. Alguna vez hemos dado conferencias sobre el diseño como arma social, porque yo creo que una escuela de diseño debería ponerle tanto énfasis al tema comercial como al social, para mí, el peso es el mismo. Tú como diseñador puedes recibir una compensación económica por tu trabajo, pero también necesitas una compensación emocional, necesitas saber que tú contribuyes en tu entorno de una manera favorable y no por eso tienes que cobrar.

Yo sí soy un creyente de que las escuelas deben impulsar el diseño como una herramienta social y comprometer al diseñador con su entorno.

En medio de la pandemia, yo he estado sacando algunas cosas, también quiero hacer un polo que diga ‘Soy positivo’, jugando con el doble sentido del mensaje. ADÑ también ha publicado algunas cosas.

Ya que hablas de ADÑ, ¿cómo ha afectado la pandemia a las empresas de diseño?

El impacto ha sido muy fuerte. Los diseñadores vivimos más de proyectos de identidad que de proyectos de comunicación, y estos están completamente parados, por eso hay muchos estudios de diseño que la están pasando bastante mal. Los estudios que tienen áreas de comunicación los que mejor la están pasando.

Yo creo que la pandemia ha afectado al 50% de la industria.

LEE TAMBIÉN: «La lista de la creatividad», publicistas se unen para contratar a profesionales desempleados

¿Cómo se han desenvuelto los diseñadores en el teletrabajo?

Nosotros tenemos la gran suerte de hacer teletrabajo prácticamente todo el tiempo, pero nos ha afectado la dinámica porque no es lo mismo trabajar con un equipo de diseñadores de manera presencial te reúnes con ellos y ver avances permanentes que hacerlo a través de Zoom, esto se nos complica, pero no es imposible, estamos aprendiendo a medida que pasa el tiempo.

Lo importante es mantener la disciplina y no dejarnos de preocupar por el lado humano, hay que estar en contacto con los chicos.

Roni, si en este momento tendrías que darle un consejo a un diseñador en formación, ¿qué le dirías? Aprovechando el momento de reflexión por el Día Internacional del Diseñador.

Yo le diría lo de mi polo: sé positivo, tienes que ver la luz. No tienes que ver a una cuadra, sino a 10 kilometros. También tienes que mirar hacia arriba y tener claro que hay mucho por hacer y muy poco por no hacer, porque yo prefiero dedicar mi tiempo a mirar todo lo que tengo que hacer a preocuparme por todo lo que se nos está viniendo, si distraigo mi atención hacia ese lado, me convierto en alguien menos positivo.


Si quieres conocer más acerca de la diplomatura en Gestión de Marketing, regístrate en el siguiente formulario: