Pepsi patrocina nuevamente el espectáculo de medio tiempo del evento del año en la televisión estadounidense.

Los planes de Frito-Lay de expandir su presencia durante el Super Bowl de este año muestran que PepsiCo busca poner el foco en su negocio de snacks, una categoría que ha ganado popularidad durante la pandemia.

La campaña de este año está integrada por tres anuncios de Frito-Lay, en los que se involucrarán las estrellas de la NBA Peyton y Eli Manning, así como Troy Aikman y Deion Sanders.

Una de las campañas promocionará a Doritos 3D Crunch, mientras que en otra pieza se darán a conocer los Cheetos Crunch Pop Mix, el producto que acaba de lanzar la marca. Esta serie de mensajes se estarán mostrando previo y durante el juego que se llevará a cabo en el estadio Raymond James.

Con Pepsi patrocinando nuevamente el espectáculo de medio tiempo, las marcas de PepsiCo están posicionadas para tener una presencia dominante en el Super Bowl este año. El refresco Mtn Dew de la compañía planea regresar por segundo año consecutivo con un anuncio de televisión en el juego.

Si bien marcas como Ford, Hyundai, Little Caesars y Avocados From Mexico no están publicando anuncios, Anheuser-Busch, M & M’s, Pringles, Toyota y TurboTax se encuentran entre las marcas que estarán de regreso.

La incertidumbre pandémica se cierne sobre el Super Bowl LV, pero el juego está preparado para ser el evento televisivo más visto del año en Estados Unidos y un lugar donde Frito-Lay podrá llegar a millones de consumidores. Si bien la NFL vio índices de audiencia más bajos durante la temporada regular en un horario abarrotado de deportes en vivo, sus juegos de postemporada están atrayendo audiencias más grandes que la programación rival.

Los principales números de audiencia muestran cómo los deportes en vivo todavía tienen el poder de llegar a una audiencia masiva en la televisión lineal. Si bien es posible que muchas personas no organicen fiestas del Super Bowl este año, todavía existe la posibilidad de que sintonicen el gran juego.

Frito-Lay ha sido un punto brillante para PepsiCo, ya que los consumidores estadounidenses comen más en casa en lugar de salir durante la pandemia. Las ventas orgánicas de Frito-Lay North America se expandieron un 6% en el tercer trimestre respecto al año anterior, más rápido que el crecimiento del 4.2% para toda la compañía, según un anuncio de ganancias trimestrales.

Las marcas de Tostitos, Cheetos y Doritos de la división de refrigerios experimentaron un mayor crecimiento, mientras que la división Quaker Foods de PepsiCo experimentó un crecimiento de dos dígitos en platos de pasta y macarrones con queso. Al ejecutar tres campañas durante el Super Bowl, Frito-Lay podría estar preparando el escenario para más actividades promocionales durante todo el año.