El fabricante estadounidense busca adelantarse a sus competidores en la industria de los autos eléctricos. Entérate de los detalles.

El avance de la industria automotriz hacia modelos eléctricos se vio afectada en gran medida por la pandemia. Sin embargo, Tesla ha conseguido eludir esta crisis con una maniobra tan ingeniosa como arriesgada. El fabricante norteamericano ha decidido reescribir el software de sus coches para que estos puedan admitir semiconductores alternativos.

En tal sentido el CEO de Tesla, Elon Musk, brindó los detalles el lunes pasado en la presentación de resultados financieros de la compañía. “Pudimos usar chips alternativos y reescribir el firmware en cuestión de semanas”, señaló el ejecutivo, de acuerdo con el medio The Verge. “No se trata solo de cambiar un chip; también tienes que reescribir el software”, añadió.

Al parecer, esto es posible gracias a que Tesla cuenta con una gran versatilidad, ya que no solo es un fabricante de coches eléctricos, en esencia, es una empresa tecnológica. Sus equipos han sorteado hacer rápidas modificaciones de firmware y software lo que les ha dado la oportunidad de elegir a otros proveedores de microcontroladores.

Tesla es hasta ahora líder en su área de negocio y no puede dar el lujo de detener su ascenso en ventas y, mucho menos en su reputación de marca, lo anterior se debe a que los competidores chinos son cada vez más hábiles y ambicionan arrebatar a Tesla un trozo de pastel del que hoy es el principal dueño.

Angel Vizcaino

Angel Vizcaino

Redactor Web con experiencia en medios digitales y posicionamiento SEO. Contacto: [email protected]