Apple también ha lanzado una campaña con la que colocará vallas publicitarias en las principales ciudades del mundo enfatizando que “Privacidad. Eso es iPhone».

Tras un año de anunciar sus funciones App Tracking Transparency (ATT), Apple está incrementando los controles de privacidad en el iPhone y lo ha dado a conocer con un anuncio en el que muestra algunas de esas funciones.

Bajo el nombre “Data Auction” («Subasta de datos»), el anuncio vemos a una joven llamada Ellie asistiendo a una subasta donde es testigo de cómo su propia información se vende a los mejores postores. Desde sus correos electrónicos “maravillosamente personales” hasta sus compras en la farmacia y todos sus contactos telefónicos; nada está protegido.

El anuncio concluye con Ellie decidiendo activar la función de “pedir a la aplicación que no rastree” y los asistentes a la casa de subastas comienzan a esfumarse.

Lee también: Samsung lanza edición limitada de auriculares con estuche de Pokébola

“Durante la última década, una industria grande y opaca ha estado acumulando cantidades cada vez mayores de datos personales. Un ecosistema complejo de sitios web, aplicaciones, redes sociales y empresas de tecnología publicitaria rastrean a los usuarios recopilando sus datos personales”, ha indicado Apple.

Y es que el año pasado Apple dijo que la aplicación móvil promedio tiene seis rastreadores incorporados de compañías de terceros con el «único propósito de recopilar y rastrear usuarios y su información personal», impulsando una industria valorada en 227.000 millones de dólares al año. El mensaje de Apple detrás de su nuevo anuncio es que el iPhone permite a los usuarios limitar este seguimiento.

En el spot, que se está ejecutando en YouTube, TV y otros canales, Apple también ha lanzado una campaña con la que colocará vallas publicitarias en las principales ciudades del mundo enfatizando que “Privacidad. Eso es iPhone».