La acción, en la que han utilizado plantas reales y sonidos de la naturaleza, busca crear conciencia sobre el cambio climático. Aquí te explicamos cómo funciona.

La agencia de publicidad ACG y la empresa E.ON crearon en Budapest, Hungría, una particular acción de OOH que hace que los transeúntes escuchen música generada por plantas vivas. Suena ultra futurista pero realmente es algo sencillo y con una tecnología que ya cuenta con varios años en el mercado.

Estos paraísos verdes sónicos con parte de una campaña de la empresa que se centra en la importancia de luchar contra el cambio climático. Gracias a las instalaciones únicas, los pasajeros que transitan en las paradas de tranvía de las plazas Széna y Szent Gellért no solo son recibidos por plantas vivas, sino que también pueden sumergirse en el sonido de la naturaleza: la música que se reproduce en las paradas se ha generado a partir de las biovibraciones de las plantas, utilizando tecnología de sonificación.

LEE TAMBIÉN: Esta empresa de jardinería lanzó su primera colección de «ropa para plantas» 

El sistema detrás de la acción proviene de un artefacto llamada Bamboo M, que se vende en Amazon, capaz de extraer el sonido de la vegetación. El dispositivo, que parece un ipod hecho de madera de bambú, convierte los impulsos eléctricos de una planta en notas musicales a través de sensores.

«Con la Bamboo M Puedes establecer una comunicación directa con el mundo vegetal a través del lenguaje de la música. Este dispositivo muestra que las plantas pueden aprender y recordar. También permite a las plantas compartir cómo responden y se conectan con el entorno, incluidos los humanos. Bamboo puede usarse en escuelas, jardines, centros de salud, guarderías, oficinas, exposiciones de arte, estudios con músicos, centros médicos y dentales o simplemente para crear un ambiente tranquilo y relajante en su hogar», dicen desde el fabricante.