Desde agosto, los afiliados también podrán recibir más ingresos por su tarea. Siempre y cuando cumplan con los requisitos impuestos por Twitch.

De acuerdo con Twitch, usualmente las ganancias de los creadores de contenido se calculaban por los anuncios a través de un CPM (coste por cada mil impresiones) fijo. Es decir, cada streamer recibía una tarifa plana por cada 1.000 visualizaciones de anuncios en su canal.

Sin embargo, con el fin de aumentar los pagos de los anuncios, Twitch asegura que está abandonando esta estructura para pasar a un modelo de reparto de ingresos basado en el porcentaje. Esta nueva metodología de trabajo les pagará a los creadores de contenido el 55% de los ingresos por cada anuncio que se ejecuta.

«Este cambio representa un aumento del 50-150% en la tasa de pago de los anuncios para la gran mayoría de los creadores en Twitch», según lo que comentan desde este portal propiedad de Amazon.

Lee también: Pinterest lanza nuevas opciones de publicidad que prometen incrementar el reconocimiento de marca

Desde agosto, los afiliados también podrán recibir más ingresos por su tarea. Siempre y cuando cumplan con los requisitos impuestos por Twitch. En el mismo mes los afiliados serán capaces de configurar Ads Manager a tres minutos (o más) por hora (es decir, que aceptan tener anuncios de, mínimo, tres minutos en cada hora de retransmisión que ofrezcan). Si optan por esto serán elegibles para obtener un 55% de ingresos publicitarios en sus pagos.

Los afiliados que opten por los tres minutos/hora no tendrán que hacer uso de las cuñas publicitarias y podrán acceder a un aumento de los pagos por publicidad.

Cabe indicar que la empresa no ha dejado claro cómo se hará el proceso de selección para esos afiliados que decidan ser parte de esta alternativa.

Es importante recordar que, al igual que en TikTok, los espectadores pueden hacerle regalos a los usuarios que transmiten partidas de videojuegos en tiempo real a través de la herramienta “Bits”, término acuñado por la propia compañía, que son gifs o imágenes animadas que equivalen a un determinado monto de dinero.