Dado que cada vez más empresas están empleando paneles solares, en una búsqueda por apostar por la energía renovable y parecer más amigables con el medio ambiente, estos artículos se están convirtiendo en una fuente de promoción.

Donde sea que se piense que no hay logos, ya un marketero habrá imaginado el potencial de ese espacio y una acción publicitaria para maximizar su poder promocional.

Ni siquiera el espacio se mantiene al margen de la publicidad. La NASA ha investigado la publicidad espacial y las propias marcas han hecho llamativas acciones mandando cosas al espacio exterior. Tesla, por ejemplo, llegó a aprovechar la compañía espacial de Elon Musk para enviar un coche al espacio.

Sin embargo, ahora se está apostando por algo que al menos sale más barato, aunque también logra que su imagen de marca se vea quizás no desde el espacio exterior, pero sí desde lo alto y desde el aire. La tendencia se está viendo ya en Estados Unidos, pero la idea no es nueva, de hecho, hace años ya se podía ver que algunas marcas estaban aprovechaban el fenómeno de los círculos del maíz para hacer lo propio con sus logotipos.

Dado que cada vez más empresas están empleando paneles solares, en una búsqueda por apostar por la energía renovable y parecer más amigables con el medio ambiente, estos artículos se están convirtiendo en una fuente de promoción.

Lee también: Ellos son los miembros del Jurado para Cannes Lions 2022

Los casos

Los paneles solares de la última fábrica de Tesla en Texas no están dispuestos sin forma: desde el aire permiten leer el nombre de la marca. No está sola, como apuntan en un análisis en FastCompany. Disney ha dispuesto en Orlando sus paneles solares formando la cabeza de Mickey Mouse y en la azotea de Spacex en California los paneles crean una X fácilmente reconocible. Pero, ¿por qué hacerlo?

Las marcas buscan siempre plataformas y herramientas para destacar y ser reconocidas. Aunque puede que sean pocos los consumidores que vean desde el aire estos logos y elementos de branding, muchos los verán cuando abran servicios como Google Maps.

«Mucha gente usa mapas para buscar localizaciones, así que la primera cosa que ves cuando escribes un destino es ese branding», le explica a FastCompany Anthony Occidentale, vicepresidente de producto de una startup especializada en esta cuestión, Sistine Solar.

Como señala Occidentale, esto añade «un factor wow» pero además logra conectar a las marcas en cuestión con las energías renovables.

De hecho, los mismos paneles solares podrían ser una nueva frontera publicitaria. La startup en cuestión emplea una tecnología que permite camuflar el panel, por ejemplo haciendo que sea del mismo color que el techo, pero también posibilita cambiarlos para ajustarlos a los intereses de la marca. Si puedes cambiar sus colores, puedes ponerlos en los colores corporativos y reforzar su potencial en branding. 

MADEN con Diplomatura o Especialización

Conoce más sobre la Maestría en Administración de NegociosMADEN de Centrum PUCP. Regístrate en el siguiente formulario: