Connect with us

Marketeros vs. Mercadólogos: Trazando la Raya Marketing Estratégico

Publicado

on

En una entrevista concedida Día 1 de El Comercio hace unos años, Don Rolando Arellano, uno de los principales referentes de nuestra profesión y past – presidente de la Sociedad Peruana de Marketing – MarkaMarca, señaló que a él no le gustaba utilizar el término “Marketero” para referirse a los profesionales del Marketing, sino que gustaba de usar “Mercadólogo”, en tanto consideraba que era un término de connotación mucho más profesional.

La memoria no retiene mayores detalles sobre esta posición, pero siempre se me quedó grabado el comentario, y de hecho en este humilde Blog hemos suscrito esta propuesta explícitamente en más de un artículo, pero una revisión panorámica de los cientos de comentarios que semanalmente venimos recibiendo en nuestro FanPage, Blog y en otras colaboraciones que hacemos con Mercado Negro ®, creemos que es el momento de fijar posiciones, de trazar la raya, de poner con puntos y comas los conceptos y las propuestas para que los profesionales tomemos posición a futuro:
 

¿Cuáles son las diferencias entre marketeros y mercadólogos?, ¿Cómo reconocer a un marketero y a un mercadólogo?, ¿es mejor ser un marketero o un mercadólogo?.

En este artículo desarrollaremos únicamente las 02 primeras preguntas, la tercera requiere una respuesta individual, una apuesta personal de los que lean esta nota, y obviamente, actuaremos en la estructuración de nuestras definiciones con toda la arbitrariedad de quién plantea una discusión sobre la que no hay antecedentes, pero es un riesgo que asumimos con mucho gusto.
 

Una primera aproximación es estructural: los marketeros son usualmente – lo que significa que no es una variable excluyente – profesionales o técnicos vinculados por formación – a veces por deformación – o decisión a temas como diseño gráfico, publicidad, socialmedia, expertos digitales, insighters, neuromarketing, brainketing, branding, etc., tópicos que se conceptualmente se enmarcan en la Publicidad, que es una de las 3 componentes de una de las 4 Ps del Marketing, por lo que se puede afirmar que cada uno de estos rubros es el 10% de una de las 3 componentes de una de las 4 Ps del Marketing, lo cual no tiene nada de malo en absoluto y es tan respetable como cualquier otra profesión, oficio u ocupación, pero el quiebre es cuando quieren pasar por marketeros, cuando desde su agudísimo ángulo de 5 grados pretenden explicar / aplicar el Marketing, que por concepto son 360 grados.

 

 

Reconocerlos es facilísimo: no saben hablar de otra cosa, cualquier caso de Marketing del que quieran hablar / analizar siempre intentarán recurrir a sus especializaciones o predilecciones conceptuales / instrumentales para explicarlo sin importar el tipo de producto, el tipo de mercado, el tipo de empresa o las circunstancias del entorno, sector de negocios u otras, creen que todo problema de Marketing se reduce o se puede explicar utilizando herramientas tan puntuales y específicas como branding, insights, neuromarketing, brainketing.
 

A los marketeros les es aplicable el concepto de Keinichi Ohmae (Q.E.P.D.), uno de los mejores consultores de McKinsey ®: “Para un hombre con un martillo en la mano, todos los problemas son clavos”, y bajo el mismo enfoque, los mercadólogos somos todo lo contrario, para nosotros el diseño gráfico, la publi

Advertisement

Chamba para Creativos

Advertisement

Las más leídas