Connect with us

COMO LANZAR TÚ MARCA EN REDES SOCIALES SIN MORIR EN EL INTENTO

mm

Publicado

on

 

Facebook alcanzó en octubre del 2012 los 1,000 millones de usuarios: esto supone que, una de cada siete personas en el planeta tiene una cuenta en esta famosa red social. La red de Zuckerberg, concebida en una habitación de Harvard, recibe a diario visitas de más de 128 millones de personas en Estados Unidos y tiene versiones en más de 60 idiomas. Latinoamérica, con 200 millones de usuarios, es una de las regiones con mayor crecimiento a nivel global.

 

Si las estrategias de marketing de las empresas persiguen tenazmente tener presencia en plataformas de comunicación que les permitan impactar a nuevas y más grandes audiencias, estar en Facebook (o en redes sociales en general) parece dejar de ser–para algunas marcas–solo una oportunidad para convertirse en un must. Y es precisamente aquí donde empieza el problema: cuando  “estar” se convierte en el único objetivo y perdemos de vista que el reto está en identificar de qué manera podemos generar verdadero valor para nuestros usuarios a través de estas plataformas.

 

 

En los últimos años, hemos sido testigos de un cambio profundo en los hábitos de comunicación de las personas (consumidores). Hoy, se valora más que nunca la interacción instantánea y los consumidores buscan relacionarse con las marcas en ámbitos que les permitan contactarlas con rapidez y establecer vínculos de manera horizontal. Para las marcas, las redes sociales se presentan como el medio idóneo para participar de estos cambios y capitalizar sus efectos. 

 

 

Sin embargo, es necesario tener en cuenta algunas cuestiones básicas al momento de enfrentar el reto que significa que nuestra marca participe en redes sociales con éxito.

 

 

1. Se requiere de un enfoque estratégico. Del mismo modo en el que las empresas enfrentan cambios o mejoras en sus procesos críticos, participar en redes sociales requiere de un planteamiento serio y de largo plazo. Es imprescindible partir determinando los objetivos, es decir, el “para qué”. Puede sonar lógico y hasta implícito, pero la ausencia de objetivos claros es uno de los errores más frecuentes de las marcas al momento de implementar una estrategia en redes sociales. “Tenemos que estar en Facebook. No sabemos bien para qué, pero tenemos que hacerlo” es una frase que seguramente se escucha con frecuencia en reuniones de marketing de algunas empresas. En su lugar, debemos orientar los esfuerzos iniciales en buscar responder la siguiente pregunta: ¿qué pueden hacer las redes sociales por mi marca?

 

Advertisement

Chamba para Creativos

Advertisement

Las más leídas